La moda de la leche de yegua

Las modas en la alimentación van y vienen, algunas solo prometen y otras además cumplen lo que prometen. A este último grupo parece que pertenece la leche de yegua. Porque aunque en España el tipo de leche más consumido sea la leche de vaca, la de yegua era una de las más utilizadas en la Antigüedad. Dicen los expertos que es la que más se asemeja a la leche materna y que contiene altas dosis de nutrientes imprescindibles en nuestro organismo.

En ella encontramos las vitaminas necesarias A, B1, B2, B6, B12, C, E y K. También minerales como el hierro, el potasio, el calcio y el fósforo, en grandes cantidades y de alta calidad. Tampoco podemos obviar las altas dosis de albúmina para que la podamos digerir fácilmente pero, sobre todo, destaca su baja cantidad de grasa.

Está recomendada tanto para personas sanas como para aquellas que padecen alguna enfermedad. Alivia los síntomas de la inflamación intestinal al mismo tiempo que regenera la flora intestinal y limpia el intestino. Refuerza las defensas y regula los desórdenes metabólicos y los trastornos nerviosos. Refuerza el sistema inmunitario por su contenido en Inmunoglobulina A; el sistema óseo gracias al Calcio y a la Vitamina D; y también ayuda a regular el colesterol por su contenido en Omega 3 y 6.

La Leche e Yegua en la piel

En Missfarma no nos olvidamos de la piel y esta leche parece que también tiene muchísimos beneficios para ella. Y, algo muy importante, es completamente natural. La vitamina B ayuda a regenerarla, por lo que es muy buena en casos de psoriasis y también de manchas en la piel. Las vitaminas C, E y A ayudan a activar nuestras células, actúan como antioxidantes y retrasan el efecto de la edad en la piel. Además, por si todo esto fuera poco, es altamente hidratante gracias a su contenido en Omega 3 y 6.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 − 5 =